Como hacer el rediseño de marca

Como hacer el rediseño de marca

proceso creativo

¿Hace cuánto no observas tu imagen corporativa?

En un mundo siempre más visual te estás dando cuenta de que tu marca, diseñada hace unos años con todo el amor y cariño que tenías y tienes para tu empresa, no luce como antes.

Los motivos pueden ser muchos:

    • Los colores ya no son actuales;
    • Las formas tienen un aspecto más antiguado del que te recordabas;
    • Los valores de tu actividad no se reflejan ya en tu logo;
    • El logo no cuenta realmente lo que eres hoy;
    • Tus objetivos de negocio han cambiado;
    • También tus clientes han cambiado.

Tal vez es el momento de pensar a un rediseño.

¿Por qué tengo que rediseñar mi marca?

Es muy simple: los tiempos cambian, la manera de comunicar cambia, el aspecto y los valores pasados de moda dan una sensación de superficies polvorientas o tal vez es que al principio de tu actividad no contactaste un profesional para crear tu imagen de empresa pero ahora, con una actividad en marcha, es el momento de darle una vuelta de manera profesional.

Piensa también si es el caso de buscar una reforma más completa y cambiar también tu nombre adaptándolo a las necesidades más actuales.

Cuando llegué a España me di cuenta que mi marca (Before & After), no era adapta para mi nueva manera de trabajar y mis nuevos clientes, por lo que he dado un giro total creando #FAB813, que mantiene mi personalidad tan amarilla pero cambia por completo la percepción de mi negocio: aqui lo explico!

¿Para qué rediseñar mi marca?

Aquí lo bonito de todo: rediseñar tu marca te da muchas ventajas:

    • Estás enviando un mensaje: estoy aqui, me renuevo, estoy a la altura de los nuevos retos comerciales;
    • Tus clientes verán que estás al día;
    • Puedes aprovechar el cambio para lanzar una nueva campaña de comunicación;
    • También puedes aprovechar la atención que estás llamando, para lanzar un nuevo producto;
    • Tienes la oportunidad de contar el por qué del rediseño (cuando y como se te ocurrió);
    • Tienes la oportuidad de contar el por qué del nuevo aspecto de tu marca (El storytelling hoy ayuda mucho en campañas de comunicación).

¿Qué hay que hacer?

Paso 1: la auditoría

Las acciones son diferentes: primero te recomiendo una auditoría de la marca: es importante una análisis hecha por un profesional, una recopilación de material que describa el estado actual de la imágen gráfica que actualmente te representa. Los aspectos más importantes, los fallos o los detalles que se deberían modificar.

Es importante que se estudie el por qué de los cambios a aportar: que sean de marqueting o que sean puramente técnicos/gráficos.

Auditoría gratuita de tu marca

Paso 2: el brief

Una vez analizada tu marca, donde estás ahora, donde quieres ir, hay que tomar decisiones.

Normalmente tengo una reunión con el cliente para realizar un brief de trabajo. ¿Ya sabes que es un brief?

Pero para que el cliente llegue con las ideas más claras sobre lo que le voy a preguntar, he creado una guia con pequeñas reflexiones sobre la propia marca y sobre los objetivos que se quieren lograr.

¡Encuentras la guía en la sección recursos!

Paso 3: el proyecto

Aquí ya es cosa mía, con el material recogido, el brief y los apuntes que he tomado se realiza un proyecto gráfico que se presentará al cliente para comentarios y modíficaciones: un trabajo que en realidad empieza en el momento en que te interrogas sobre tu propia marca, sobre lo que de verdad comunica.

Paso #4: ya esá, bueno,no del todo, ¡a compartir y comunicar!

Toda la inversión de tiempo y dinero hecha para conseguir la nueva imagen para tu marca no va a servir de nada si no cabalgas el momento, puedes aprovechar el cambio gráfico:

    • Programando una campaña de comunicación adecuada
    • Escribendo y contando la historia de las dos imágenes: la antigua y la nueva
    • Contantocomo se te ha ocurrido la idea de aportar los cambios, por qué se han hecho estos cambios…

Toda esta información la vas a tener y la podrás utilizar para contar y hacer Storytelling.

Podría ser también un gancho para la campaña de Navidad!

Cuéntame tu opinión: ¿darías un cambio a tu imagen corporativa?

 

4+1 técnicas de problem solving creativo

4+1 técnicas de problem solving creativo

proceso creativo

¿A qué sirve la creatividad,

si no la usamos también para resolver problemas?

Es por esto que me hice arquitecta, por qué me encanta resolver problemas reales de manera creativa!

La creatividad es el poder de conectar aquello que aparentemente está desconectado

William Ploner

problemas de CinziaDebido a un «problemilla» con mi ordenador que me ha obligado a pasarme un par de semana sin programas gráficos, sin editor de texto, vamos que ni con un block de notas, he tenido que buscarme la vida intentando districarme entre biblioteca comunal, ordenadores de amigos y de mi marido, ¡igual hasta me vuelvo a Italia para usar el de mi madre un rato!

La verdad es que ha sido la ocasión para plantearme algunas cosas, darme cuenta de mis prioridades y de acordarme de algunos proyectos que había dejado al lado por todas mis «cosas gráficas». Así me he puesto a pensar que resolver «este» problema me ha hecho recordar que hay muchas maneras de ponerse delante de un obstáculo.

He buscado información (estoy en la biblioteca, obviamente) y he encontrado metodologías más o menos scientificas.

Aqui os dejo unas cuentas opciones:

#0 – Empezar por la actitud

El otro día leí que si pensamos «no puedo», el cerebro se siente en derecho de no gastar energía para buscar soluciones, pero si el pensamiento es «¿cómo lo hago?» entonces él se activa para buscar las mejores soluciones.
Vamos, que siempre es cuestión de actitud!

#1- El método científico

(Del libro Toma de decisiones y resolución de problemas de John Adair)

Se divide en 3 pasos fundamentales:

  1. Comprender el problema: conseguir definirlo con tus propias palabras, considerar los factores importantes, semplificarlo pero no demasiasdo.
  2. Considerar las soluciones: comprobar las principales soluciones, seleccionar las más viables y filtrarlas para eliminar las que sobran. Es importante también visualizarse una vez conseguido el objetivo final!
  3. Evaluar e implementar: Ya tenemos información y soluciones posibles, hay que dar la vuelta a la solución elegida en todos sus ángulos y considerar obviamente un Plan alternativo

¡Esto del Plan B siempre es util!

#2- Prueba con la lluvia de ideas

¿Sabías que el concepto de lluvia de ideas es del 1930? Parece tan actual e inovador pero tiene casi 90 años…

Hay muchas maneras de crear lluvias de ideas, a través de mapas mentales, con dibujos y/o palabras, la explosión estelar (esta no la conocía!), también se puede compartir la idea central y participar en grupo, o pedir a amigos y conocidos de implicarse en el proceso.

A través de juegos de rol, imaginándonos en el papel de un experto en este problema (o un personaje histórico), se pueden recoger muchas ideas, o también a través de programas online que nos ayudan a crear y compartir este tipo de esquema.

Hay tantos para elegir que se nos va a olvidar el problema…

NO, ¡hay que centrarse!

#3- Desarrolla el pensamiento creativo

Esto de levantarse de la silla y dar un paseo, a ver si la idea cae sola… pues es verdad!  Hay estudios sobre el proceso creativo que defienden el hecho de separarse del problema para dejar que este tenga una incubación y que nuestro subconciente o «pensamiento profundo» nos heche una mano. lo que llamamos intuición, esta cosa que es común a todos los creativos, pues también tiene su propio método!

Funciona así:

  1. Preparación: analysis del problema, recogida de información,, exploración de soluciones
  2. Incubación: gracias a la mente profunda las partes del problema se separan y asumen nuevas composiciones
  3. Revelación: cuando llega la famosa intuición, en el momento menos esperado…
  4. Validación: no todas las intuiciones son buenas, hay que verificar que sea la mejor solución a nuestro problema, puede que simplemente nos acerque a la solución final pero ya es un gran paso adelante!

#4 – «Divide et impera» o lo de los pasitos pequeños

Desde el Cesar hasta hoy, hemos visto que funciona! Es una técnica que utilizo a menudo ya que me funciona de verdad: cuando el problema parece muy grande y el objetivo muy lejano, lo divido en pequeños problemas a resolver (manteniendo la visión global, ¡OJO!), ordenándolos por prioridad temporal o de importancia. Resolver tantos pequeños problemas es más facil que resolver un problema gooordo, además a nuestra cabeza le gusta más y se siente menos agobiada!

La clave de todo es hacer aquel primer pasito hacia el objetivo (en mi caso, llevar el ordenador a arreglar: lo de quedármelo en casa no iba a mejorar la situación ^_^, pero algo en mi cabeza esperaba que por mágia el problema se resolviera solo… pues no).

Una vida creativa se basa en muchos y muy pequeños pasos

Julia Cameron

Hay muchas más técnicas, pero hoy me quedo con estas que son muy diferentes pero igual de eficaces.

¿Tu qué métodos utilizas?

Guía para un proyecto de Stand que funcione en Feria!

Guía para un proyecto de Stand que funcione en Feria!

proceso creativo

Desde hace unos años colaboro en la fase proyectual de Stands con Fair-Spaces (para el que cuido también la imagen gráfica) y con todos sus colaboradores.

Cada vez es una experiencia enriquecedora, ya que del mundo de las ferias se puede aprender mucho sobre todo a nivel de business, por esto hoy escribo una pequeña reflexión sobre el proyecto del espacio.

Cuando una empresa se prepara para ir a Feria a presentar sus productos/servicios, las expectativas y presiones con muy altas: la inversión es notable y los objetivos a alcanzar pueden ser diferentes.

¿Cuales pueden ser los objetivos de feria?

    • Darse a conocer como empresa nueva en un determinado sector;
    • Quedar con clientes y proveedores en persona;
    • Atraer nuevos clientes;
    • Fidelizar los habituales;
    • Afirmar la propia presencia en el mercado frente a la competencia;
    • Presentar novedades, nuevos productos.

Según el objetivo que una empresa se propone, el proyecto se enfocará de una u otra manera, así como las gráficas, la distribución del espacio, los recorridos.

Es muy fácil querer un Stand rompedor y bonito,

¡pero es mucho mejor si ayuda a alcanzar el objetivo final!

Lo que me importa en fase de Brief, o sea cuando recojo información para poder desarrollar el proyecto preliminar, es poder conocer cuanto más a fondo posible el cliente, su rutina de venta y sus objetivos.

De esta manera el espacio que resultará será acorde con los valores de empresa, pero también funcional al objetivo específico para la feria en cuestión:

¡un Stand que funciona de verdad!

Stand Divasa en Congreso Anembe Sevilla 2019

¿Con qué elementos se puede moldear el espacio?

Hay que considerar los diferentes elementos que pueden ser presentes o no durante la manifestación:

    • Podiums de exposición de productos;
    • Mostradores para atender a visitantes de manera rápida;
    • Pequeñas mesas de reunión altas;
    • Mesas de reunión bajas;
    • Salas reservadas para encontrar clientes importantes;
    • Zonas especiales para actividades experienciales que llamen la atención de visitantes;
    • Separadores;
    • Monolitos o rollups;
    • Expositores para folletos;
    • Zonas chill out con butacas y mesitas;
    • Almacén acondicionado para cada exigencia;
    • Zona Bar/catering con material adecuado.
    • Portales que invitan a entrar;
    • Volúmenes que crean recorridos o barreras;
    • Espacios gráficos, elementos salientes o peculiares, paredes;
    • Materiales diferentes: tradicionales y high tech;
    • …seguro que hay más!

Cada elemento puede ser importante para alcanzar el objetivo inicial.

Pero tiene que ser parte integral y coordinada de un proyecto previo.

Lo mejor es no partir de los elementos sino del concepto central del stand que será así enriquecido en sus espacios por elementos y recorridos.

¡Todo se puede resumir con esto!

Por esto, a parte del proyecto, me ocupo también de la parte gráfica que colabora con el espacio y comunica/dirige el visitante.

No siempre es posible llegar a una coordinación total entre proyecto, gráficas y elementos del stand, ya que las personas que participan son muchas, pero si se enfoca el proyecto directamente con esta actitud, las posibilidades de que el resultado cumpla con las expectativas no solamente estéticas sino también de business (que para esto estamos, ¿no?) aumentan exponencialmente.

¿Tienes una idea? ¡No dudes en preguntarme!

 

Stand Viefe en Interzum Colonia 2019

¿Luces tu marca? 10 consejos para que se vea

¿Luces tu marca? 10 consejos para que se vea

10 consejos para que tu marca se vea

¿Ya tienes un nombre?

¿Ya tienes un logo?

Ahora tienes que utilizar estas dos herramientas para crear tu marca, para lucirla y para que todo el mundo sepa quién eres y que haces en cada momento, en cada ocasión. Cuanto más luzcas tu marca, más comunicarás tus valores, obviamente siempre y cuando lo hagas de manera coherente.

La coherencia es la clave a la hora de comunicar la propia imagen

Veo por allí logos y nombres bonitos y menos bonitos que se quedan sobre la mesa del despacho y non se lucen por lo que el dueño no tiene «MARCA». Por esto voy a proponer unos puntos a seguir para lucir la propia marca personal, o empresarial.

Estos puntos ven a marca desde el punto de vista visual, que es mi campo, así que todas las acciones de marketing que se puedan añadir son bienvenidas pero no son parte de esta lista.

¿Qué es la MARCA?

Hay muchas definiciones de marca por allí, yo me quedo con que es todo lo que identifica y diferencia nuestra actividad. Se trata de un conjunto de factores que hay que trabajar para que la idea que el público tiene de nosotros sea la que nosotros mismos queremos.

Es lo que nos diferencia y nos hace únicos, por lo que tenemos que cuidarla para que exprese de verdad nuestros valores.

Cómo ya sabrás, yo me ocupo de la parte visual, desde el logo hasta los espacios, es que ¡hay tantas manera de demonstrar que estamos orgullosos de nuestra marca! ¿Dicho esto, por qué no cuidarla?

10 consejos para lucir tu marca visualmente

1- Mira bien tu logo.

Obsérvalo, enamórate de él. Mira sus formas, sus colores, aprende de memoria todas sus facetas, sus curvas. Acuérdate del por qué es así, de sus colores, de todo lo que pensaste y decidiste a la hora de crear tu actividad, tus servicios, tu logo y tu nombre.

Todo lo que has creado tiene un por qué, ¿verdad?

SI NO ES ASÍ, prueba a repensarlo, puede que por prisa hayas dibujado un logo bonito, pero sin los «por qué» adecuados, el resultado seguramente no es lo que te representa o que  puedes contar. Puede que sea hora de un restyling.

2-Siente tu marca

Siéntete cómodo con ella, es tuya para siempre o… si ya no refleja tus valores, cámbiala, para que sea tuya, tuya de verdad, y te guste mucho, muchísimo!

Tienes que estar orgulloso de tu nombre y tu logo, orgulloso de tu marca.

3- Usa los colores

Cual quiera que sea el color o los colores de tu logo, úsalos también en otras aplicaciones: no sirve si solo aparecen en tu targeta de visita y en tu web, si no se ve que también aparecen en accesorios, papeles… ¿Cómo llevas la papelería corporativa? ¿Te representa, o vas por allí con el block de notas de tu banco?

No hace falta que todo todo lleve tu logo, pero si las libretas de apuntes recuerdan vagamente algo de tu actividad, ¡pues mejor! Seguro que si buscas encuentras algo que pegue con ella.

No es un caso que mi agenda sea amarilla…

4- Sal siempre siempre con tarjetas de visita

Es verdad que no trabajamos a todas horas, pero también es verdad que las oportunidades llegan cuando menos te lo esperas y a lo mejor, charlando con el vecino en metro, resulta que necesita justo tu servicio o que su primo o su amigo está buscando alguien como tu… ¿Y tú sin tarjetas?

STOP, no pánico, si se te han olvidado en casa, hay alternativas como Camcard o la función de Linkedin «Cerca de ti«, pero bueno, de gustibus… A veces con la tarjeta adeguata puedes enamorar!

5- Sé coherente

Es el centro de todo: si eres coherente con tu marca y contigo mismo, transmitirás profesionalidad: no se trata solamente de lucir los colores de empresa o de enseñar tu logo en todas partes, sino de ser consecuente con tus elecciones y tu target, también a través de tus acciones.

¡Nada de tener una marca «ECO» y no separar residuos, por ejemplo!

Qué no se diga de ti: «El hijo del zapatero va descalzo».

Cuanto más coherente con tu marca, más confianza generarás en tu potenciales clientes!

6- Piensa en las aplicaciones de tu logo

Si tienes un logo que te encanta, si se ha diseñado bien, si tiene diferentes declinaciones, pues ya está, ¡lo tienes prácticamente todo hecho! Si tu logo está bien proyectado, podrás utilizarlo en las maneras más originales. Seguro que se nos ocurrirán ideas geniales e inesperadas. Existen lugares más creativos de las tarjetas y de las tazas o de los flyers… ¡Piénsatelo! Podrías aprovechar alguna fecha especial para lucirlo de manera diferente.

¡Sé orgulloso de ello!

7- ¿Tu manera de vestir refleja tu marca?

Volvamos al tema de la coherencia: no es que los abogados tengan que ir todos de traje, pero si tu marca es muy rock, y tu vistes muy clásico, canta un poco; bastaría un toque para que tu aspecto se vuelva acorde con tu marca. Piénsalo!

En el fondo basta poco, siempre que refleje lo que tu y tu marca realmente sois.

¡Sinceridad ante todo!

8- ¿Tus espacios de qué hablan?

Después de ver una página web muy muy bonita entras en un despacho gris y oscuro, los empleados ni te hablan y la sensación positiva que habías tenido al principio se esfuma. Esto pasa porque los espacios no se han cuidado, no expresan los valores de empresa, no reflejan la actividad. Parece siempre un obstáculo muy grande, ya que actuar en el ambiente es normalmente un gasto importante, pero se puede hacer poco a poco, empezando en los ambientes más representativos… ¡Hablaré pronto de ello!

Si quieres saber cómo, no dudes en pregúntarme.

 

9- Cuenta tu historia a través de la imagen que comunicas

Hablo mucho con la gente, me gusta escuchar las historias de los emprendedores, ya que cada uno ha llegado a serlo de manera diferente: cada idea ha nacido y se ha desarrollado con un recorrido que siempre es interesante. El nombre elegido, los colores corporativos, la geometría del logo y las letras elegidas también pueden contar esta historia.

…Y si tu marca no cuenta nada… tal vez sea el momento de replantearte tu propria imagen, por ejemplo, con un restyling del logo.

10- Juega con tu marca

Sé creativo, diviértete con ella, visualmente se pueden hacer muchas cosas, no te pares a los clásicos llaveros, crea tu propia acción de márquetin original.

Yo per ejemplo he creado la que llamo «mi furgoneta»: me llevo mi marca allá donde voy y a la gente le encanta.

 

 

 

 

Conclusiones

Hay muchas maneras de dar valor a tu marca, yo siempre hablo obviamente desde el punto de vista del lenguaje visual.

Cuéntame de tus trucos o ¡pídeme consejo para lucir la tuya!

El futuro en el proyecto: el Mundo que cambia con tu negocio

El futuro en el proyecto: el Mundo que cambia con tu negocio

proceso creativo

Flexible y en contínua evolución

Estos son dos de los valores que caracterizan mis proyectos en los espacios y en la gráfica, por esto quiero hablar de futuro en el proyecto, dentro del proyecto, en este post.

El motivo es básicamente uno: el Mundo está en continua evolución: todo crece, todo evoluciona, yo misma no soy como la de ayer ni la de mañana.

Esto le pasa, le pasará también a tu negocio. Hay que estar preparados, siempre al cambio.

Por esto para mi es tan importante que la imagen gráfica, así como la funcionalidad del espacio pueda evolucionar en cualquier momento.

 

NADA ES PARA SIEMPRE

 

Yo misma he entendido que basar un negocio en una corazonada no es la mejor idea, a veces funciona, a veces no… Que el móvil comprado justo ayer, se queda obsoleto en pocos meses, que el programa que utilizo para diseñar y crear, puede ser sustituido por otro más moderno y tengo que hacer frente a todo esto, o preverlo, actuar con anticipación.

 

¿Qué tipos de cambios hay que esperar?

 

En la OFICINA o TIENDA

El proyecto flexible que evoluciona piensa en el futuro del negocio y se plantea durante el mismo brief cuales posibles desarrollos puede tener la actividad en los próximos años, un brief que se podría considerar Smart ya que no piensa solamente en los usos cotidianos del espacio, sino también en los especiales, fuera de programa.

  •  
    • Gestión del presupuesto: no siempre es posible disponer de todo el presupuesto durante el planteamiento de proyecto, por este motivo es posible crear un proyecto por etapas, con los imprescindibles durante los primeros tiempos del negocio, con un programa de desarrollo y de compras basado en las posibilidades que se van creando poco a poco.
    • Ampliación de la plantilla o de los servicios de una oficina: ¡prever un futuro crecimiento de la actividad es buena cosa, ya que así las inversiones se harán directamente a favor de la ampliación!
    • Las maneras de trabajar cambian también casi tan rapidamente como la tecnólogía y no está mal poderse adaptar a ello.
    • Reducción de plantilla o de funciones: todo cambia tan rápido que también es difícil prever una crisis sea interna que externa. El espacio cuesta.
      • ¿tenemos un plan B para alquilar los espacios que puedan sobrar?
      • ¿O mejor, para aprovechar el espacio para eventuales colaboraciones y enriquecer la empresa con nuevas ideas?

En nuestra identidad de marca

Cuando planteo un brief para un logo siempre pregunto por el futuro de la marca: ¿cómo crecerá o se desarrollará el negocio?

    • Aumento de los servicios o desarrollo de nuevos productos: siempre hago el ejemplo de la bebida Coca-cola, que ha añadido diferentes versiones del mismo producto, versiones que reflejan el desarrollo de la empresa: hay que puntar alto, ¡ser como Coca-cola!
    • Crecimiento de la empresa, creación de submarcas o diferentes departamentos: el logo no tiene que estar cerrado sino prever desarrollos futuros!
    • Cambio de idea: el centro de nuestro business puede cambiar, porque nos hemos dado cuenta que no era exactamente el nicho de mercado ideal o simplemente por darnos cuenta de que hay otro chico más interesante para desarrollar nuestro proyecto.
    • Cambian las modas, cambia la gente, también cambiará nuestro negocio, Por esto las marcas que desarrollo comprenden estudios de eventuales modificaciones futuras.

¿…Y ahora qué?

Ahora, si no lo has hecho antes, es el momento de echar un vistazo a los espacios, a la estructura de tu negocio, es el momento de tomar decisiones en cara al futuro, de prever lo que pueda pasar con la imagen de marca, con el layout físico.

Podemos hablarlo juntos y evaluar lo mejor para este momento, pensando también al futuro y al desarrollo de tu negocio, ¿te atreves?

Hablando de cambios: cuando la empresa quiere dar un paso más en la organización de tiempo y de empleados, puede plantearse insertar el Smart Working entre sus herramientas para alcanzar los objetivos de empresa.

Por esto estoy en el proyecto SMOVE! – moving to smart working, que pronto estará online.

Si tienes preguntas sobre este tema, aqui estoy!